FORO, junto con Ciudadanos, PP y Vox, lleva al Pleno una Proposición para que todas las ayudas que se otorgan a eventos de interés en Gijón a partir de 2022 se concedan en una única convocatoria con criterios claros y objetivos

por Comunicación Foro
  • “Las diferentes modalidades de apoyo municipal provocan importantes agravios comparativos, que hacen que un mismo tipo de actividad reciba decenas de miles de euros de ayuda en un caso, frente a un apoyo casi testimonial en otro”

  • “Tenemos un ejemplo de este hecho en el evento que la Asociación de Feriantes de Asturias (Asinfeas) promueve para este mes de julio, donde tienen que asumir unos elevados costes, como son el alquiler de parcela a la Autoridad Portuaria de Gijón de más de 20.000 euros, o la limpieza de la misma, estimada en unos 40.000 euros adicionales. A la Asociación Semana Negra, cuando este certamen se celebraba en esos mismos terrenos, el Ayuntamiento le asumía esos mismos costes, además de concederle una subvención nominativa para toda su actividad de 175.000 euros”

  • “El Ayuntamiento no cuenta con una herramienta que, de manera objetiva y cuantificable, determine qué cantidad ha de recibir cada organizador”

  • “Con nuestra propuesta pretendemos que se introduzca un sistema que, teniendo en cuenta también la trayectoria y la experiencia de los solicitantes, conceda el apoyo municipal a través de unos criterios claros, y que no se evalúe quién es el solicitante, sino las características de las actividades y su contribución a la ciudad”

El portavoz de FORO en el Ayuntamiento de Gijón, Jesús Martínez Salvador, ha comparecido en una rueda informativa, junto con sus homólogos del Partido Popular, Alberto López-Asenjo; de Vox, Eladio de la Concha, y el concejal de Ciudadanos, Rubén Pérez Carcedo, para presentar la Proposición conjunta que llevarán al próximo Pleno municipal al objeto de “instar al equipo de Gobierno a canalizar todas las ayudas que se otorgan a las diferentes entidades que organizan eventos de interés en la ciudad a partir de 2022, en una única convocatoria con unas bases en las que se establezcan criterios claros y objetivos para su concesión”.

La Proposición conjunta recuerda que “nuestra ciudad ha contado siempre con una programación cultural, de ocio y deportiva puntera, que ha servido para dotar a Gijón de una de las mejores ofertas de todo el norte de España. Esta programación se intensifica en verano, de manera que desde la noche de San Juan hasta bien entrado el mes de septiembre no hay una sola semana en la que no se celebre algún certamen, feria o festival.

Dichas actividades son organizadas de maneras diversas, siendo en algunas de ellas el propio Ayuntamiento el que las promueve, mientras que otras son lideradas por la iniciativa privada y contando, o no, con apoyo municipal. Dentro de estas últimas, las hay que cuentan con un convenio nominativo, las hay que cuentan con subvención en concurrencia competitiva y las hay que cuentan con patrocinio”.

“Sin embargo, -advierte el portavoz forista- estas diferentes modalidades de apoyo municipal pueden provocar, y de hecho provocan, importantes agravios comparativos, que hacen que un mismo tipo de actividad reciba decenas de miles de euros de ayuda, en un caso; frente a un apoyo casi testimonial, en otro”.

“Tenemos –prosigue- un ejemplo de este hecho en el evento que la Asociación de Feriantes de Asturias (Asinfeas) promueve para este mes de julio, donde tienen que asumir unos elevados costes, como son el alquiler de parcela a la Autoridad Portuaria de Gijón de más de 20.000 euros, o la limpieza de la misma, estimada en unos 40.000 euros adicionales. Al mismo tiempo, a la Asociación Semana Negra, cuando este certamen se celebraba en esos mismos terrenos, el Ayuntamiento le asumía esos mismos costes, además de concederles una subvención nominativa para toda su actividad de 175.000 €. Es cierto que parte de la subvención se aplicaba a la rama literaria del evento, pero es cierto también que el 80% de la superficie de los terrenos ocupados se destinaban a la instalación de atracciones feriales y recintos hosteleros, a los que a su vez la Semana Negra les arrendaba porciones del suelo que el Ayuntamiento previamente había alquilado, obteniendo por ello importantes ingresos económicos”.

Según Martínez Salvador, “este es sólo un ejemplo de esas asimetrías que se están produciendo por no contar el Ayuntamiento con una herramienta que, de manera objetiva y cuantificable, determine qué cantidad ha de recibir cada organizador”.

Por ello, “pretendemos que se elimine esa discrecionalidad y se introduzca un sistema que, teniendo en cuenta también la trayectoria y la experiencia de los solicitantes, conceda el apoyo municipal a través de unos criterios claros, y que no se evalúe quién es el solicitante, sino las características de las actividades y su contribución a la ciudad”.

Relacionados