Otra prohibición disparatada

Por Pelayo Barcia Castañón, en El Comercio

por Comunicación Foro

Se acerca la fecha en la que unos 40.000 vehículos de gijoneses que carecen de distintivo de la DGT, así como otros muchos de visitantes diarios que tampoco lo poseen, van a tener prohibido estacionar en la zona regulada (azul) de Gijón y deberán acudir a un parking o a otras zonas. Será a partir del próximo 1 de enero, en menos de 3 meses.

 

De momento, el gobierno local ya ha rectificado parcialmente, ya que la prohibición solo será en horario O.R.A y no permanente. De su control se encargarán los controladores, con lo que nadie se meterá con usted si aparca de noche o un domingo. En cualquier caso, expulsar a tantos vehículos en horario comercial (9 a 14 y 16 a 20) parece desproporcionado, máxime cuando ninguna de las alternativas prometidas ha visto la luz. El gobierno prometió parkings disuasorios, subvenciones a la compra de vehículos con pegatina, autobuses lanzadera, planes de movilidad, etc. Y, además, basó sus fechas de aplicación en una proyección de rejuvenecimiento del parque automovilístico que no se está produciendo por la pandemia, por la falta de semiconductores, por la indefinición general que vive el sector automovilístico y porque muchos no se pueden permitir cambiar de vehículo.

 

Además, sobre tal norma recae la espada de Damocles de la inseguridad jurídica, ya que desde FORO hemos presentado un recurso al TSJ con los mismos argumentos y abogados que tumbaron Madrid Central y que han puesto en jaque las cuentas del Ayuntamiento de Madrid, que tendrá que devolver millones en multas. Por lo que seguir con esta prohibición, única en ciudades del tamaño de Gijón, es un disparate, ya que los vecinos no han adaptado su parque automovilístico, la ciudad no se ha adaptado con las alternativas prometidas por el gobierno y existe un claro riesgo de hipotecar las futuras cuentas del Consistorio.

 

Estando en total desacuerdo con la norma y con la intención de derogarla en cuanto volvamos al gobierno, desde FORO Asturias hemos presentado una proposición para retrasar su fecha de aplicación. No confiamos en que el gobierno rectifique. Basta que lo pidamos nosotros para que hagan lo contrario, pero confiamos en que Ciudadanos y Podemos, aunque apoyaron la teoría de la ordenanza, apoyen nuestra iniciativa con los matices que estimen oportunos.

 

Prohibir estacionar a unos vehículos no vale para nada, no se gana espacio peatonal, porque los aparcamientos serán los mismos con la única salvedad de que habrá personas de primera, que puedan aparcar, y de segunda, que deberán acudir a un parking o irse a otro sitio. Y no elimina contaminación alguna, porque quien daba vueltas para aparcar en zona azul, ahora, muy probablemente, las dará en las zonas blancas limítrofes para evitar pagar el parking, generando el mismo CO2 o incluso más. Veremos que vota cada cual en el Pleno del día 13 de octubre.

Relacionados