FORO Gijón denuncia públicamente la eliminación de los museos del Jardín Botánico Atlántico

Jesús Martínez Salvador: “Somos conscientes de que contar con un mejor laboratorio, así como con unas instalaciones dignas para el herbario y el banco de germoplasma, ha de ser una prioridad, pero consideramos un grave error suprimir los museos del Botánico para conseguirlo”

por Comunicación Foro

El portavoz del Grupo Municipal de FORO Asturias en el Ayuntamiento de Gijón, Jesús Martínez Salvador, ha denunciado hoy públicamente “la eliminación de los museos del Jardín Botánico Atlántico”. Así lo ha hecho tras la celebración de la Comisión de Seguridad, Movilidad y Medio Ambiente, a la que había trasladado diversas preguntas para conocer los planes del equipo de Gobierno tras salir a contratación el diseño de reforma interior de la casa-museo de la Quintana de Rionda para convertirla en un laboratorio.

En concreto, había formulado las siguientes preguntas: “¿Dónde está previsto que se realojen las colecciones museográficas ‘Desde siempre’, ‘Plantas para todo’, ‘La evolución de la dieta atlántica’, ‘Los Básicos’, ‘El Herbolario’ y ‘El Molín de Rionda’? ¿Qué uso se le dará al edificio dónde estaba la cafetería? ¿Se va a hacer alguna inversión en equipos de laboratorio?”

El portavoz forista ha recordado que “en una reciente comparecencia, el equipo de Gobierno anunció que sería la cafetería (actualmente cerrada), el espacio destinado a servir como laboratorio del equipo científico. Sin embargo, vimos cómo ha habido un cambio de planes del que no se nos había informado. Faltaba, por tanto, transparencia e información en este asunto”.

“Los museos que se van a eliminar no podrán ser realojados en otras zonas del Botánico, pues no existen zonas libres y algunos elementos, como el molino, no son portátiles”, ha advertido.

“Somos conscientes que contar con un mejor laboratorio, así como con unas instalaciones dignas para el herbario y el banco de germoplasma ha de ser una prioridad, pero consideramos un grave error suprimir los museos del Botánico para conseguirlo. Son una de sus singularidades y son imprescindibles para entender el discurso narrativo del Jardín. Además, se hicieron inversiones en los últimos años para renovar equipos de proyección, figuras y paneles. No tiene ningún sentido cerrar un museo para abrir un laboratorio; es como sacarse un ojo para poder comer. Ambos equipamientos son necesarios”, ha destacado Martínez Salvador.

Relacionados